Regístrate
Estás leyendo: Hace 40 años empezó la FERNANDOMANÍA

Hace 40 años empezó la FERNANDOMANÍA

Recordamos el histórico momento en el que Fernando Valenzuela debutó como abridor para arrancar su legado en las Grandes Ligas
Publicidad
Publicidad

El 9 de abril de 1981, un lanzador de 20 años hizo que los fans que fueron al Dodger Stadium estuvieran aplaudiendo de pie en la novena entrada, y tras sacar el último out del juego con un ponche, la locura estalló. Los Dodgers ganaron ese juego y ahí inició un fenómeno que cautivó a los fans: la Fernandomanía.

Fernando Valenzuela Anguamea fue el joven pitcher que ese jueves de 1981 tiró una blanqueada en juego completo en su primera apertura en Grandes Ligas. Así se presentó ante los fans angelinos y así es como empezó a escribir su mágica historia.

ASÍ LLEGÓ 'EL TORO'

Valenzuela fue firmado por los Dodgers de Los Ángeles un 6 de julio de 1979 y debutó al siguiente año en las Ligas Mayores (15 de septiembre de 1980), cumpliendo labores de relevo frente a los Bravos de Atlanta.

Esa temporada tuvo 10 apariciones (todas de relevo), en las que solo admitió 2 carreras en 17.2 entradas de labor. Y eso fue justamente lo que convenció al manager Tom Lasorda, de abrirle la puerta el año siguiente.

Para el inicio de la Temporada 1981, los Dodgers tuvieron varias las lesiones en el Spring Training, especialmente en el bullpen. Este suceso le facilitó el camino al “Toro” para tener un lugar en el equipo grande, quedándose como tercer abridor en la rotación.

Entonces llegó el 9 de abril, día del juego inaugural. Lasorda tenía listo su line up desde unas horas antes de comenzar el juego frente a los Houston Astros, donde el gran Jerry Reuss iba a ser el encargado de subir a la loma para abrir el duelo.

Momentos previos al juego, Reuss le dio la noticia a su manager: se había lastimado la pantorilla y le iba a ser imposible tirar ese día

Lasorda entró en un colapso de estrés y desesperación y tomó la decisión de enviar a Fernando a la loma para encargarse del encuentro, ya que el segundo en la rotación, Burt Hooton, no estaba listo para lanzar.

El juego comenzó con unos fans preguntándose: ¿quién es ese pitcher?. Con el paso de los innings esos signos de interrogación se convirtieron en admiración. Empezó a colgar ceros en la pizarra y llegó a la novena entrada ganando 2-0 con solo cuatro hits admitidos.

Dominó a César Cedeño con un fly a tercera base y luego a José Cruz con una rola a tercera. Art Howe le dio sencillo para extender la emoción. Dave Roberts llegó al plato y se regresó a la caseta con un ponche tras hacerle swing a un screwball de Fernando.

Así, con labor de cinco hits permitidos y cinco ponches recetados, 'El Toro' ganó el encuentro por blanqueada de 2-0. En ese momento nadie lo sabía pero ahí había empezado la “Fernandomanía”.

¿QUE VINO DESPUÉS?

Tras ganar el primer juego de la temporada, Fernando Valenzuela mantuvo su sitio en la rotación y su leyenda se escribió con estos números en sus siguientes apariciones:

  • 7 aperturas
  • 7 juegos completos
  • 7 triunfos

Del 14 de abril al 14 de mayo, 'El Toro' ganó todas sus apariciones completando la ruta, con lo que acumuló 63 innings lanzados y solo 4 carreras admitidas. De esta manera, en sus primeros 8 juegos como abridor tuvo:

  • Marca: 8-0
  • PCL: 0.50


El 18 de mayo llegó su primer descalabro (al caer con los Philadelphia Phillies), y aunque en el resto de la campaña su marca fue de 5-7, un ídolo había nacido. Y ese ídolo todavía escribió un capítulo más para confirmar el inicio de la Fernandomanía.

Los Dodgers estaban contra la pared en la Serie Mundial frente a New York Yankees, tras perder los dos primeros juegos como visitantes, y llegó el día del Juego 3. Valenzuela fue el encargado de abrir ese duelo y explotando su famoso 'Tirabuzón' apagó a los Yankees, tirando la ruta completa respaldado por la ofensiva Dodger, ganó ese duelo 5-4.

Tras el éxito debut como abridor, Fernando Valenzuela ganó el premio de Novato del Año y el Cy Young, al ser considerado el mejor pitcher de la Liga Nacional. Séptima Entrada

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MEDIO TIEMPO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Cargando comentarios...