Regístrate
close-icon
Estás leyendo: La memorable temporada del 2022

Casa Llena

La memorable temporada del 2022

Antonio Canseco

Publicidad
Publicidad

Para Elizabeth, Clemente, Luis Enrique y Bettina

"La cosa más fuerte que posee el beisbol de hoy, son sus ayeres"

Lawrence Ritter

Tengo largos años de observar el béisbol de las Ligas Mayores no me queda la menor duda de que la temporada regular 2022 que acaba de concluir y que por cierto ya vive la efervescencia de la postemporada, donde el buen pitcheo se ha dejado sentir en los diamantes y llegado a su momento culminante en Clásico de Otoño que están dirimiendo los Astros de Houston, un equipo al que ya debemos reconocer como el mejor de la Liga Americana en el último quinquenio y los sorprendentes Phillies de Philadelphia que representan a la Liga Nacional y que constituyen el caballo negro y la posible sorpresa de la temporada, es desde mi particular punto de vista una de las mejores de todos los tiempos.

Hechos y razones existen para llegar a tal conclusión querido lector y por ello me permito comentarlas y compartirlas en esta entrega. La temporada regular del 2022 fue una temporada brillante, llena de emoción y con un alto nivel competitivo. Dos jugadores latinoamericanos y seguros miembros del Salón de la Fama pusieron fin a sus carreras en forma brillante. El venezolano Miguel Cabrera al lograr la marca de los 3000 hits de por vida con los apagados Tigres de Detroit cuyo talento brilla en otras franelas (Verlander - Scherzer) y el dominicano Albert Pujols que regresó a sus amados Cardenales de San Luis para convertirse en el cuarto beisbolista profesional en lograr 700 o más cuadrangulares como jugador profesional de la MLB con sus 703 vuelacercas, que lo colocan en el privilegiado espacio que comparten los inmortales Babe Ruth y Hank Aaron y el controvertido y carente de credibilidad Barry Bonds. Dos importantes logros profesionales que pudimos disfrutar y atesorar en la más reciente campaña del mejor béisbol del mundo y que habrán de perdurar por siempre, pues Cabrera y Pujols debemos tenerlo por seguro y definido, gozarán pronto de la inmortalidad que brinda el Salón de la Fama.

Si bien toda temporada inicia con la natural especulación de aficionados y expertos respecto de quienes serán los equipos a vencer o los lanzadores abridores que dominarán a los bateadores rivales y el nombre de quienes tendrán los mejores números, así como las observaciones y seguimientos a los novatos que en teoría estarían destinados a ser la revelación de la campaña, o anticipar o especular qué manager habrá de distinguirse y guiar a su equipo al éxito, o sugerir o establecer los bateadores que destacarán a lo largo de la temporada, ningún conocedor o estudioso del juego tuvo a bien vaticinar el histórico hecho que sucedió la noche del pasado12 de abril en el estadio de los Gigantes de San Francisco. Día histórico para el béisbol cuando por primera vez en un juego oficial de pelota una mujer participó en forma activa en el encuentro, ese logro inclusivo y avance significativo recayó en la integrante del equipo de San Francisco, Alyssa Nakken quien actúo como coach de primera base en el encuentro disputado contra los Padres de San Diego. La camisola que portó esa noche es ya parte de las reliquias del recinto más importante del béisbol en Cooperstown, Nueva York.

Si de cifras hablamos, la temporada 2022 fue absolutamente exitosa, para muestra la suma de espectadores que en temporada regular asistieron a los 30 parques de pelota de la MLB, más de 64 millones de personas que pagaron un boleto durante la temporada para ver a sus equipos, destacando los Dodgers de Los Ángeles que tuvieron 3.8 millones de fanáticos en sus encuentros como locales. Una temporada donde el equipo de Cleveland, cambió de nombre a Guardianes y con una de las nóminas más económicas del béisbol hizo acto de presencia en la postemporada.

No obstante la tardía y sufrida negociación del contrato colectivo de trabajo entre jugadores y liga, que presagiaba una temporada acortada y desastroza, los esfuerzos y ajustes realizados permitieron las celebración de los 162 juegos de cada equipo, habiendo cada una de las escuedras retomar la antigua y casi en desuso práctica de los juegos dobles, algo que al menos sucedió 9 veces durante la temporada en cada parque de pelota.

Tal vez uno de los días más significativos para el béisbol latinoamericano de todos los tiempos tuvo lugar hace poco más de un mes, para ser exactos el pasado 15 de septiembre cuando en el día dedicado a celebrar a la estrella puertorriqueña, Roberto Clemente, el manager de las Rayas de Tampa, Kevin Cash, dispuso una novena sólo integrada por jugadores latinoamericanos para enfrentar a los Azulejos de Toronto, por lo que por primera vez en la historia de la MLB un equipo fue integrado únicamente con peloteros latinos en un juego reglamentario. La histórica novena fue compuesta por jugadores cubanos, dominicanos, venezolanos, de Colombia y México (Isaac Paredes jugando la segunda base) honraron de esa forma al inmortal número 21 de los Piratas de Pittsburgh.

Y ni que decir de la exitosa temporada de los Dodgers de Los Ángeles que impusieron récord de victorias para esa organización en una temporada regular con sus 111 juegos ganados. Lamentablemente los Dodgers se quedaron muy cortos en la postemporada y no fueron capaces de llegar a la Serie Mundial pese al talento que desborda esa novena.

Una temporada que entregó también tres juegos sin hit ni carrera, dos de ellos combinados y que brindaron los Mets y los Astros en calidad de visitantes ante los locales Phillies y Yankees. Además del que lanzara en forma completa el novato de los Angelinos de California, Reid Detmers.

Los Angelinos volvieron a tener una decepcionante temporada, no obstante ello la estrella japonesa Shohei Ohtani acumuló un récord más en su brillante carrera de lanzador abridor y bateador del equipo al lograr más de 10 juegos ganados en la temporada y más de 30 cuadrangulares hazaña que lo vuelve a ubicar en el libro de récords y a colocar una vez más cerca de los logros del legendario Babe Ruth.

Durabilidad en el juego y amor a una camiseta es la combinación que ha producido en la temporada 2022 una de las más grandes hazañas del juego de todos los tiempos, pues la batería integrada por el lanzador Adan Wainwright y el catcher puertorriqueño Yadier Molina se convirtieron en la dupla pitcher-catcher que ha abierto más juegos de la MLB al acumular su juego número 325 en que ambos saltaron al terreno de juego para defender los colores de Cardenales de San Luis, equipo con el han puesto punto final a sus carreras en este 2022.

No podía faltar en este recuento de una temporada histórica e irrepetible la hazaña de Aaron Judge, la gran estrella de los Yankees de Nueva York al romper el histórico récord de cuadrangulares en una temporada para un jugador de la Liga Americana con sus 62 batazos de vuelta entera que le permitieron superar la marca establecida en 1961 por el también Yankee, Roger Maris.

En el tema nacional, nuestro país tuvo una de sus mejores temporadas en la MLB, destacando la gran campaña del lanzador de los Dodgers Juio Urías con sus 17 ganados y sus porcentaje de carreras limpias de 2.16 el mejor de su carrera y que lo hace un serio aspirante al premio Cy Young esta temporada. La del 2022 fue una temporada donde 14 peloteros mexicanos iniciaron, pero donde 24 distintos compatriotas llegaron a participar siendo este el número más alta de mexicanos en acción en una temporada de la MLB. Una temporada donde el catcher oriundo de Tijuana, Alejandro Kirk de los Azulejos de Toronto, fue titular en el juego de estrellas. Una temporada donde el veterano novato de treinta años de edad Joey Meneses por fin hizo el equipo con los Nacionales de Washington y aprovechó en serio su oportunidad al haber conectado 13 cuadrangulares entre ellos, su primer hit en Grandes Ligas y que lo convierten en el máximo jonronero azteca en una temporada de novato. Finalmente hace unos días el ya establecido tercera base de los Orioles de Baltimore, Ramón Urías, fue reconocido con el Guante de Oro de la Liga Americana como el mejor jugador defensivo de su posición, una hazaña que lo une a otros disntingudos peloteros mexicanos como Rubén Amaro, Aurelio Rodríguez, Fernando Valenzuela y Adrián González.

Si alguna duda quedaba de la magnífica temporada vivida en 2022 los campeones de ambas ligas Astros y Phillies han dado notas muy altas en la todavía sin definir Serie Mundial con lo realizado en los ya históricos juegos 3 y 4. Los Phillies conectando 5 cuadrangulares en un solo encuentro de Clásico de Otoño y los Astros al ejecutar un juego sin hit ni carrera combinado una vez más de la mano del abridor domincano Cristian Javier y que constituye el segundo que se ha logrado en la vasta historia de las Series Mundiales, a 62 años de distancia del ícono y memorable juego perfecto de Don Larsen.

La 2022 fue una temporada para la historia, llena de récords y logros a la que sólo le falta determinar si serán los Astros de Houston de la mano del veterano manager afroamericano Dusty Baker quienes lograran el trofeo del comisionado, o si los sorprendentes Phillies de Philadelphia de la mano de Rob Thomson el primer manager nacido en Canadá en aspirar a este logro y que curiosamente inició la temporada como coach de banca de su equipo serán los nuevos campeones del mejor béisbol del mundo.

CÍRCULO DE ESPERA

Quien haya tenido la oportunidad de apreciar el cuadrangular que decide un encuentro desde las gradas de un estadio o haber visto una espectacular atrapada que materialmente levanta a la afición de sus asientos en el parque de pelota, e incluso para aquellos selectos y contados que han tenido la oportunidad de alguna vez haber realizado esa clase de acciones en un diamante, bien sabemos, que esos fragmentos de tiempo y espacio perduran por siempre en la memoria; podrán pasar días, meses o años, pero aquellas jugadas estarán siempre vivas y presentes en quienes las vivimos o las ejecutaron.

Ese mismo fenómeno, de vez en vez nos sucede con aquellas personas que por su forma de ser y actuar lograron que nuestra existencia fuese mejor y más plena. En ese reducido y selecto grupo de personas, en mi siempre habrá de estar viva y presente Betty Ann Herrerías Montoya. Quienes tuvimos la oportunidad de conocerla y de disfrutar su electrizante, rebelde e inagotable presencia, para quienes tuvimos la fortuna de ser parte de su afecto y cariño, de presenciar su generosa y desinteresada forma de compartir la vida, su partida de este mundo terrenal nos duele y conmueve pero también nos compromete a seguir su camino, a honorar su vida y a cumplir a cabalidad nuestros sueños, pues su capacidad de querer era tal, que en efecto, nuestros sueños en buena e importante medida eran parte de los suyos. Mi abrazo y cariño a sus hijos y sus nietos.

La vida sigue y tenemos la obligación y el compromiso de seguir adelante. ¡Siempre mejor y mejor!

casallena@live.com.mx

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MEDIO TIEMPO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.
Cargando comentarios...